El jamón español, uno de los grandes negocios para 2016

diego/ Enero 18, 2016/ Emprendimiento, Negocios online/ 0 comentarios

El jamón español, embajador de la gastronomía patria por todo el mundo, se ha convertido en uno de los negocios más rentables y al alza de los últimos tiempos. Su considerable aumento en el consumo, tanto a nivel nacional como a nivel internacional, tienen la culpa.

La tremenda calidad de un producto sin igual que es capaz de capear la crisis gracias a sus distintas modalidades que se traducen en muy distintos precios -desde los más asequibles hasta piezas de auténtico lujo-, así como la expansión de la gastronomía española, en un boom sin precedentes que se prolonga ya más de una década, han llevado a cifras récord a los empresarios que se relacionan con este producto.

Las cifras hablan por sí solas. Según datos oficiales publicados por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) ‘Jamón de Huelva’, el pasado curso 2015, en el que el número de ejemplares que se controlaron bajo esta denominación de origen aumentó en casi un 40 por ciento, el valor económico de todas las piezas con su sello se elevó por encima de los doce millones de euros.

Gran parte de la culpa la tiene el consumo exterior de un producto sacralizado por cada vez más comensales en más países y que ha llevado a que el número de exportaciones de jamón español pase en cuestión de un año de 15.000 toneladas a 20.000 toneladas, o lo que es lo mismo, un aumento del 25 por ciento que se traduce en la venta de 300 millones de euros.

No sólo en su gama más alta el jamón ha venido registrando un aumento de sus ventas progresivo en los últimos tiempos, tal y como demuestran otros datos como los ofrecidos por Correos o el gran portal de venta online Amazon en relación a las ventas por internet de jamón, cuyo aumento ha sido meteórico en un 2015 para la historia.

Así pues, encontramos como en Inglaterra las ventas de jamón se ha elevado en un 153 por ciento en relación al año anterior, siendo en Alemania de un 12,5 por ciento, lo que ha llevado a muchos españoles que conocen bien el sector, y a otros a través del sistema de franquicias, a buscar una manera de acercar este producto a pie de calle tanto en nuestro país como en otros donde el jamón está teniendo una grandísima acogida.

Conocedores de estas cifras que prometen seguir al alza durante 2016 y los próximos cursos, muchos grupos inversores y también particulares se han decantado por la apuesta de franquicias en pleno centro de las grandes ciudades españolas y en cada vez más núcleos urbanos con una doble vertiente de negocio.

Allí, los ingresos llegan a través de dos vías. Por un lado, la venta del producto a través de un stand en el que cualquier persona puede escoger un producto concreto y reclamar una cantidad a elegir de un producto determinado. Por otro, y compaginando esta venta al por menor, el mismo local ofrece mesas en las que degustar todo tipo de jamones y distintos ibéricos que maridar con vinos y todo tipo de bebidas. Además, muchos de estos negocios también ofrecen la venta ‘take away’ a través de una ventanilla a la calle.

La facilidad para encontrar un local capaz de albergar este modelo de negocio al alza, al no necesitar obra de cocina ya que no se requiere instalación de salida de humos para la licencia de apertura, elevando a un máximo de entre cien mil y ciento ciencuenta mil euros de inversión para abrir las puertas están detrás del éxito de estos nuevos locales.

Venta de jamón por internet

Ni que decir tiene, relacionado con el aumento de la venta de todo tipo de productos, incluidos los alimenticios, la culpa que en esto ha tenido internet, lo que ha supuesto el aterrizaje de distintos portales en los que auténticos expertos de este noble producto ofrecen a sus clientes todo tipo de jamones: serranos, ibéricos de cebo, ibéricos de recebo, ibéricos de bellota pata negra… en una gama de precios que abarca todo el espectro posible y que cuyas ventas también también se están multiplicando de un tiempo a esta parte.

Allí, además del jamón, y gracias a las infinitas posibilidades que abre la venta de productos alimenticios por internet, se puede encontrar otro tipo de alimentos gourmet como ibéricos, dulces, o tragos con los que acompañar la degustación del jamón y toda la familia de embutidos que llegan el sello de calidad ‘Made In Spain’.

En definitiva, el modelo de la venta del jamón, a través de la venta directa de los productores, tanto la derivada del comercio tradicional como de los nuevos modelos de franquicia, con la intención de democratizar y acercar este producto a pie de calle, como aquella que se deriva de la aparición de portales web destinados a llevar el jamón y otros productos típicamente españoles por todo el mundo, se elevan a la categoría de negocios al alza en un 2016 en el que se prevé que la competencia en este sentido no deje de aumentar.

Particulares que vieron las posibilidades de este producto en su día y grupos de inversión que se han unido a la fiesta de la expansión en el consumo del jamón, dentro y fuera de nuestras fronteras, ya conocen los beneficios de tratar un producto cuya imagen, asociada a la calidad, la exquisitez y a la marca España, promete seguir dando muchas alegrías a la economía patria en los próximos tiempos.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.